martes, 5 de julio de 2016

GRETEL Y LA BRUJA, de Kate Durbin



Dos polluelos comunes,
Expulsados del nido por el pico hambriento de sus progenitores,

De pie en un jardín sin frutos,
Un cacho de pan rancio en medio.

¿A dónde vamos? pregunta el niño.
¿Cómo voy a saberlo? dice la niña. ¿Acaso estamos en un centro comercial?

Los dos, por descontado, conocen el camino —
Se sale por donde se entra, sin derecho de regreso al triste cascarón.

Mientras las negras ramas crujen y suspiran,
El niño manosea el pan.  Lo aprieta contra su gusanito travieso.

¿Tienes hambre? dice lloroso.
Dámelo, dice la niña, que atrapa la rebanada

Y arroja migajas como cebo a su espalda.
Pero cuando su estómago comienza a maullar

Como los gatos oscuros encaramados a los árboles,
La niña mira el reseco pastel con ojos seductores.

Entonces es que los dos se dan de morros con la morada de los sueños.
¡La casita de caramelo! ¡Chuchelandia! ¿Será posible?

Humo color rosa rezuma por la chimenea de menta;
Miel desbordada inunda la brisa.

Entonces, si sus cerebritos funcionaran lo suficiente como para anticiparse,
Ellos se preguntarían:

¿Qué bebés y abejas atrae este lugar?
Pero el hambre hunde cualquier investigación literaria.

Mirad cómo salen disparados el niño y la niña, lengua por delante y ciegos,
Hacia esa dulce superfície.

Mirad cómo la bruja observa detrás de la ventana,
Dando golpecitos a sus dientes con la uña.

La niña, con la boca pringosa y hasta arriba
de calorías vacías,

Lanza una mirada azucarada y depredadora hacia el trasero de su hermanito,
Que está volcado sobre la valla de pan de gengibre.

Media hora más tarde, cuando la bruja sale a la pegajosa luz del sol,
Lenguas de llamas lamiendo sus entrañas,

Se queda pasmada ante la cara y los bracitos bien horneados de la niña
Sobre el césped cristalizado: profundo sueño de satisfacción.

¿Y quién es ese pequeño esqueleto a su lado, también dormido,
mientras abejas chupan amorosamente los últimos jugos de su calavera?



 -- “Gretel and the Witch” es un poema de Kate Durbin, incluído en The Ravenous Audience (Black Goat/Akashik Books)

-- traducción de Tive Martínez, 2016