lunes, 9 de diciembre de 2013

"MORTINATOS" de SYLVIA PLATH



Estos poemas no viven: es un triste diagnóstico.

Desarrollaron los dedos de pies y manos bastante bien,

sus frentecillas rebosantes de concentración.

Si fallaron a la hora de andar como la gente

no fue por falta de amor de madre.



¡Oh, no puedo comprender qué les pasó!

Tienen la forma y el número correctos, y cada pieza.

¡Se les ve tan monos en el fluido como en conserva!

Sonríen y sonríen y sonríen y sonríen para mí.

Y aun así sus pulmones no llenan y a latir no comienzan.



No son cerdos, no son siquiera peces,

aunque tienen un aire porcino y blanducho--

Sería mejor que estuvieran vivos, y lo estaban no ha mucho.

Pero están muertos, y su madre casi muerta de confusión.

Y miran fijo con espanto, y no hablan de ella ni un tanto.

©  The State of Sylvia Plath  ( traducción de José María Martínez, 2013 )